Buscar

Cuidando Nuestra Alimentación

"La nutrición no solo es comer, es aprender a vivir al máximo" -Patricia Comptton

Esta semana en Glow, hemos platicado sobre aprender a cómo cuidarnos. Por esto, recibimos tus preguntas y preparamos un blog muy especial junto con una experta. Hoy contamos la participación de Alice Lara Oriani, quien está terminando la licenciatura de Nutrición y Bienestar Integral en el Tecnológico de Monterrey. Cuenta con certificaciones de universidades como la de British Columbia y actualmente hace rotaciones clínicas de pediatría en el Hospital Zambrano Hellion. También ha dedicado gran parte de sus estudios a temas como microbiota y sustentabilidad alimentaria.


¿Existe una alimentación ideal?

Sí, cualquier plan alimenticio debe cumplir con las siglas: SICAVE. Suficiente en cuestión de calorías. Inocua, o sea que no sea dañina por contaminantes, ni que tenga exceso de algún nutriente, como azúcares por ejemplo. Completa, contando con todos los grupos alimenticios. Adecuada, conforme a la edad, sexo y condiciones físicas o socioeconómicas. Variada, para que haya mucha diversidad dentro de todos los grupos alimenticios y Equilibrada, o sea, con buena proporción de cada grupo de acuerdo a las necesidades de la persona.


¿Hay una dieta ideal?

Un/a buen/a nutricionista siempre sabrá decir: depende. Aunque como seres humanos siempre queremos una respuesta concreta, la verdad es que la “salud” es muy subjetiva. Para una persona cierta dieta es la ideal, mientras que para alguien más puede ser letal. Siempre y cuando estén bien distribuidos los macronutrientes (proteínas, carbohidratos y lípidos). La realidad es que no hay una sola dieta que se aplique sanamente para cualquier persona en el mundo; es imposible dada la gran diversidad genética que existe.


¿Cómo saber que tu alimentación no está siendo la mejor?

Es importante notar cambios en tu cuerpo. Primero basándonos en la ecuación básica: si estás consumiendo pocas calorías hay pérdida de peso y, si consumes más calorías de las que quemas, hay ganancia de peso. Los doctores y científicos deben hacer análisis específicos para conocer los niveles de salud de un/a paciente ya que depende de su composición corporal y estilos de vida. Más a nivel individual, puedes notar niveles de energía, enfermedades recurrentes, pérdida de cabello o decoloración, etc. Un punto importante es que las sensaciones de hambre y saciedad se forman desde que somos bebés. Si no es adecuado este aprendizaje, entonces no siempre es tan clara esta medición cuando somos adultos. Sin embargo, no es algo que no podamos cambiar, solo que necesita diferentes estrategias y tiempo. No es tan fácil como decir que “deja de comer” o “has más ejercicio”, se necesita un plan específico, creado por alguien calificado, para que la persona optimice su bienestar con los recursos que están a su alcance.


¿Cómo podemos evitar caer en falsa información?

  1. Si suena demasiado bueno para ser verdad, probablemente no funcione como se promete. Por ejemplo, soluciones de pocos días o tips “milagro”.

  2. Si está en demasiada tendencia o parece de moda, puede ser algo sobrevalorado. Las recomendaciones nutricionales tienden a ser más “aburridas”, ya que no son tan sencillas. Esto hace que no sean tan atractivas a nivel de los medios.

  3. Si dice que es para cualquiera, probablemente sea falso. Puedes tomarlo como recomendación pero no necesariamente es lo adecuado para tí.

  4. Exige referencias y nota credenciales. No es necesario que leas artículos o investigaciones complejas, pero observar que tengan respaldo comprobado aunque sea en redes sociales. Es nuestro derecho como pacientes conocer información verídica.

¿Cómo empezar a cuidarnos más?

Cuidar lo que comemos es solo otra forma de cuidarnos y querernos más y mejor. Es nuestra responsabilidad conocer qué necesita nuestro cuerpo de manera consciente, siempre con ayuda de alguien que cuente con las credenciales verídicas. Investiguemos y seamos siempre comprensibles y gentiles con nuestro cuerpo. La salud es lo más importante y a la vez, delicada.

Además, hay que cuidarnos entre nosotrxs: no compartamos información que no sepamos que está comprobada, ni defendamos datos que pueden perjudicar la salud de alguien más.


Platicar con Alice fue una experiencia rica e increíble. Si quieres contactar con ella, está disponible por medio de sus redes sociales. ¡Recuerda que siempre podemos contar con ayuda muy valiosa en esta comunidad para cuidar nuestro bienestar!


Keep spreading the light,

Regina de Glow Yoga

32 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo